¿Obra Maestra? Death Stranding

¿Qué sucede cuando tienes libertad creativa para hacer absolutamente todo lo que se te antoje? ¿Una obra maestra?, Cuando posees esa cantidad inmaculada de poder, ocurren cosas como Death Stranding.

Un producto que llegó para convertirse en la obra maestra de la industria de los videojuegos, gracias a sus particulares tráileres de lanzamiento y que con el tiempo generaba más preguntas que respuestas.

Pero ahora que está aquí, cabe preguntarnos ¿Será Death Stranding aquel juego que se anticipaba como el más laureado de esta generación?

 

Cosas que debes saber, ¿Es una obra maestra?

 

Lo primero y principal, es separar la participación de importantes actores del mundo del cine y la televisión como Norman Reedus, Mads Mikkelsen y Guillermo del Toro y no asociar este título con el infamemente abortado Silent Hills.

Ahora bien, cuando ponemos ese aspecto y el tono lovecraftniano del juego en dos puntos diferentes, lo que nos queda, es un título de mundo abierto con un mapa gigantesco por explorar y una multitud de misiones complementarias que le añaden sabor a la historia principal del juego.

Esto es importante, porque al igual que Metal Gear Solid V , Kojima ha ido incursionando a pasos agigantados en varios géneros que estuvo explorando.

La última entrega de Snake estuvo lejos de ser un desastre, pero si puede considerarse inconclusa. Sin embargo, era suficiente para darle a Kojima el beneficio de la duda. En ese aspecto, Death Stranding cumple a cabalidad.

 

No todo es lo que parece

 

El título te mantendrá entretenido por muchas horas y necesitarás al menos de medio centenar de ellas para poder completar la historia principal. Sin embargo, y a pesar de lo que pueda parecer, esto en parte, se debe a la frecuencia de las cinemáticas y la inmensidad que representa atravesar un mapa gigantesco.

La mayoría de las veces, el juego te exigirá que lo recorras a pie. Esta es la mecánica principal de Death Stranding: Un mensaje llevando un paquete, no una obra maestra.

Si se dan cuenta, todavía no hemos hablado del factor acción. Este juego lo presenta como una alternativa y no como un elemento obligatorio. Death Stranding no se enfoca directamente en repartir golpes, ni detonar armas de fuego.

Death Stranding es un juego de supervivencia, y mayoritariamente, tiene que ver con repartir un paquete y con la exploración. La acción, por las características mismas del juego, es evitable y cuando juegues, seguramente tratarás de que permanezca así.

 

En conclusión

 

Una historia interesante, una premisa no tan inusual como puede parecer y unas mecánicas satisfactorias. Creemos que existen otros títulos como Breath of the Wild, que equilibran de mejor manera el concepto de mundo abierto con misiones principales y alternativas, pero eso no hace de Death Stranding, un juego con unos valores de desarrollo y producción magníficos.

Definitivamente es un título inmersivo, que no podrás dejar ni reemplazar por otro de tu catálogo de videojuegos, tan pronto como te mezcles con su mundo, su entorno y sus personajes, un sello característico de Kojima, que si no consiguió ejecutar su obra maestra con este título, si que estuvo bastante cerca.

Visita nuestra web para mas información de videojuegos.